Té Verde

El té constituye la segunda bebida más consumida en el mundo, sólo detrás del agua.

En China, se lleva utilizado desde hace casi 3.000 años, no sólo por sus propiedades estimulantes, sino porque ayuda a prevenir y mejorar numerosas dolencias. En España su uso cada vez es mas extendido.

Dentro de la medicina tradicional china, se usa para aliviar los dolores de cabeza, ayudar a eliminar las toxinas y para prolongar la juventud.

El té verde contiene altos niveles de polifenoles, que poseen propiedades antioxidantes, anticancerígenas e incluso antibióticas. El té verde también puede ayudar a prevenir las enfermedades cardíacas y del hígado.

La elaboración del té verde empieza en su recolección, que tiene lugar cuando la planta alcanza una edad de 3 años. Se escogen los brotes jóvenes formados por cinco o seis hojas. Después son cocidas al vapor y secadas posteriormente.

El te verde puede emplearse para aliviar tanto la fatiga física y la mental. Además puede contrarrestar los síntomas de un ataque de asma, por su actividad bronco dilatadora.

En caso de diarrea, el té puede frenarla porque sus taninos le confieren actividad astringente. Entre sus propiedades más conocidas destacan:

  • Regula los niveles de colesterol.

  • Reduce el riesgo de problemas cardiovasculares.

  • Ayuda a controlar la presión sanguínea.

  • Mejora los niveles de azúcar.

  • Es diurético y digestivo.

  • Ayuda a perder peso.

  • Contiene gran cantidad de flúor.

  • Retrasa el proceso de envejecimiento.

    En próximos artículos comentaremos las excelencias de otros tipos de té.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.